Sol, sal ya, por favor. Necesito que me des calorcito, que me des vitaminas, que des luz porque ya no puedo más.

No quiero seguir siendo fuerte, no quiero ser adulta ni responsable. Quiero que el mundo se dé cuenta de que soy pequeña, de que necesito amor, cariño y atención.

Me percato de que nadie puede leerme la mente, no lo pretendo, pero necesito que haya un intento prestar más atención.

Soy un desastre, eso lo sé, lo sabéis, lo sabe todo el mundo y no tiene solución.

Sol, sal ya o piérdete definitivamente para que la luna me pueda mecer.